¡Firmes! (brazos)

Antaño las mujeres podían presumir de unos brazos firmes y bien torneados, ya que los duros trabajos que se realizaban en casa fortalecían sus músculos. De todos los modos, cuando se llega a cierta edad es normal sufrir flaccidez. Evítalo con estos trucos.

Mi abuela siempre decía que lo mejor para los brazos era lavar la ropa en agua fría del lavadero. Como seguro que no estás dispuesta a renunciar a la comodidad que te proporciona la lavadora, te recomendamos que, en lugar de lavar la ropa a mano, estimules tus brazos con una ducha de agua fría, ya que tonifica los músculos y reafirma la piel.

También a los brazos podemos hacerles mascarillas, ya que éstas no sólo sirven para embellecer el rostro, sino que también resultan muy útiles para tratar otras partes del cuerpo, como es el caso de los brazos.

Haz un tratamiento a base de una cucharada de aceite de oliva y una yema de huevo. Se aplica la pasta sobre los brazos y se deja que actúe un cuarto de hora. Se aclara con agua fría y listo. Conseguirás una piel hidratada y flexible.

Por último os contaremos la eficacia de la vitamina E, también llamada de la juventud, porque mantiene la dermis firme y sin arrugas. La encontrarás en la leche, los huevos y el arroz integral.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: