Archive for the ‘Masajes’ Category

Como un lirón (trucos para dormir mejor)

dormir

Los problemas personales, el estrés, el trabajo y otros factores externos pueden trastocar tu sueño. Todos sabemos que dormir bien es fundamental para estar descansado al día siguiente y poder seguir con nuestro ritmo habitual. También es necesario para que la piel descanse y se regenere. Vamos, que una noche de insomnio afecta a todo nuestro organismo. Por eso hoy te queremos dejar algunos consejos prácticos para que pongas en marcha y logres dormir como un lirón. Sigue leyendo

Anuncios

No me marees (remedios prácticos para evitarlos)

mareo

Los mareos son un mal de salud relativamente frecuente. Se pueden manifestar con diversas sintomatologías, como el sentir que todo gira alrededor, pérdida de equilibrio, desmayos, vómitos… Hay múltiples factores que pueden provocarlos, desde una bajada de tensión o azúcar hasta el consumo de algunos medicamentos, pasando por problemas cervicales o de oídos o la falta de alimentación. Sigue leyendo

Luce uñas fuertes y sanas

En la antigua China, los miembros de la clase alta dejaban crecer sus uñas de forma exagerada para demostrar que no realizaban ningún tipo de trabajo manual. Sin llegar a estos extremos, tú también puedes lucir unas uñas de mandarín con estos trucos, como siempre, naturales.

Ya nuestros mayores tenían un remedio infalible para ello, que consistía en mezclar dos cucharadas de aceite de oliva y una pizca de salvia. Se calienta al baño María durante cinco minutos y deja reposar otros tantos. Sumerge las uñas en el aceite durante 20 minutos dos veces a la semana durante un mes y tendrás unas uñas a prueba de roturas. Una variación de este mismo remedio es utilizar únicamente aceite de ricino.

Un truco que utilizan las mujeres cubanas para reforzar sus uñas y que os aconsejamos que sigáis es poner dos cucharadas de zumo de piña o papaya con una cucharada de yema de huevo y media de vinagre. Mezclar bien y aplícalo sobre las uñas realizando un suave masaje. Deja que actúe durante media hora y, una vez pasado este tiempo, lávate las manos con agua fría. Conseguirás unas uñas preciosas.

En ocasiones, las uñas débiles son la señal de una dieta inadecuada. En ese caso, una infusión diaria de cola de caballo puede ser la solución. No lo dudes, empieza ya a aplicar estos remedios y luce unas uñas fuertes y con divertidos colores esta primavera.

El desmayo: causas y formas de actuar

Práctica habitual de las señoritas elegantes de otra época, los desvanecimientos son un síntoma que vale la pena tener en cuenta, ya que pueden aparecer como consecuencia de un trastorno serio de salud. Pero mientras el diagnóstico no llega, puedes dispensar los primeros auxilios con estos remedios naturales.

Además de tener en el suelo al desmayado con los pies en alto, es muy importante aflojarle la ropa y abanicarle. Es bueno también friccionar las sienes y manos con agua de colonia. Otro remedio eficaz es dar unos golpecitos suaves y rápidos con los dedos en la zona comprendida bajo la nariz y sobre el labio. Esta curiosa “maniobra” hace que el desmayado estornude y, de paso, recupere la conciencia.

Una vez que haya recuperado la conciencia, el accidentado debe reposar en un lugar fresco y tranquilo. No está de más tomar una reconfortante infusión tisana. las más indicadas para estos casos son las de salvia o de menta piperita.

Por último, indicaros que el zumo de remolacha fresco ayuda a prevenir los desvanecimientos. Si eres propenso a sufrirlos, toma un vaso de este jugo a diario en ayunas. Pero lo más importante, no olvides ir al médico para asegurar que te encuentras bien de salud.

Pies siempre frescos (da igual la época del año)

Hoy os vamos a hablar de los pies. Una zona a la que algunas personas dedican mucho tiempo y otras no tanto (y así les va).  Hace muchos años, según me han contado algunas personas de avanzada edad, eran habituales los llamados baños de pies, para evitar problemas de olores.

El problema de los pies malolientes sigue existiendo, pero afortunadamente también tenemos remedios caseros para evitarlos. Como hace años, es fundamental tener una palangana en casa. Las plantas más refrescantes del herbolario para darles un buen baño a nuestros pies son el romero, la hierbabuena y la menta, que las mezclaremos y las llevaremos a ebullición en un litro de agua. Espera 20 minutos y filtra. Después, echa el zumo de dos limones y ponlo en la palangana (o en el vidé, en caso de que no tengas). Mantén los pies sumergidos durante quince minutos y di adiós a olores desagradables durante todo el día.

Otro remedio que debéis tener en cuenta es que después del baño hay que secar  a conciencia los pies, sobre todo entre los dedos. A continuación puedes darle un masaje con alcohol o vinagre de sidra. Cualquiera de estas dos sustancias desinfectará los pies y contribuirá a evitar el mal olor.

Por último, y parte fundamental, es seguir una dieta rica en silicio, un mineral que regula la producción del sudor, y que se encuentra en alimentos como las fresas, las cebollas, las almendras y las uvas. Pruébala y ya verás cómo nadie sale corriendo cuando se siente al lado tuyo en el metro o el autobús.

¡Mantén tu tensión a raya y evita un buen susto!

Comenzamos esta semana escribiendo de algo tan importante como es la tensión arterial. Tan malo es el que la tiene alta como el que la tiene baja, ya que en ambos casos pueden sufrir dolencias de mayor o menor gravedad. Hoy nos vamos a quedar con los hipertensos. Es decir, los que tienen la tensión muy alta. Queremos daros una serie de consejos para que se regule y alcance los límites normales.

El primero de ellos es darse un baño con mejorana (de venta en herbolarios). Para que sea efectiva hay que ponerla en agua caliente durante diez minutos y luego relajarse (puedes aprovechar para darte un masaje en los tobillos). Eso sí, debe ir acompañado por una dieta verde durante varios días e irse olvidando poco a poco de la sal. Como curiosidad os añadiremos que dos dientes de ajo al día regulan la tensión.

Otro producto que puede ser de gran efectividad es el jengibre fresco (su sabor es un poco ácido, pero se toma bien). Se ralla un poco en cada comida y se echa como condimento en las ensaladas.

Por último, os invitamos a hacer un poco de ejercicio en casa cada día, a vuestro ritmo, pero con constancia y ahora, aprovechando el buen tiempo, nada mejor que salir a darse un paseo de media hora. Ya veréis como en unas semanas vuestra tensión ha bajado considerablemente y no tendréis riesgos de padecer enfermedades tan graves como las que pueden sufrir los hipertensos.

¡Luce unos pies sanos todo el año!

Los pies son una de las zonas más delicadas del cuerpo y, además, una en las que más se fijan muchas personas, aunque no lo parezca. Muchas veces los descuidamos, especialmente en invierno, cuando con las medias y los calcetines permanecen ocultos. Luego llega el verano, la hora de lucirlos y es cuando nos llevamos las manos a la cabeza.

Por este motivo, para que no haya lamentos, desde aromasdesalud os vamos a ofrecer unos consejos prácticos. El primero de ellos es para mantener una buena circulación, algo que conseguiremos con un remedio tan sencillo como echar una pizca de pimentón dulce dentro de los calcetines. También es igual meterlos en agua caliento con una cucharadita de esta especia.

Si te duelen con frecuencia, sólo necesitas un remedio tan eficaz como los baños con infusión de romero. Ponlos en remojo una vez al día en esta aromática mezcla y te notarás mucho mejor.

Por último, después de una jornada agotadora, te damos un truco infalible y refrescante para tus pies. Regálales un baño de agua fría durante diez minutos. A continuación hazte unas friegas con zumo de limón y acláralos después con más agua fría, ponlos en alto, relájate y disfruta de un momento único.